critica_literaria


Marisela Quintana: Marisela Quintana presenta su tercer libro "Simples Asuntos Femeninos": Ironía y subjetividad


Por: Sofía Montenegro

periodista, movimiento de mujeres


Prólogo

Marisela Quintana: ironía y subjetividad

Los seis nuevos mini-cuentos de Marisela Quintana son como una contraparte de su anterior libro "Cuentos de hombres sobre mujeres". Pareciera que Marisela tiene esa capacidad de desdoblarse de forma "transgenérica", para ofrecernos en aquél un atisbo a la subjetividad masculina y el impacto que lo femenino tiene en el hombre. Ahí, el miedo, el temor y la vulnerabilidad masculina quedan expuestas tras el discurso de aparente seguridad viril de los protagonistas. Lo femenino, duro, urobórico y amenazante de la figura materna, aparece casi de manera traumática en dos narraciones escalofriantes , como la "Marca" y "El estigma". Pero también nos muestra los micropoderes de las mujeres desde la subordinación, como en el caso del despojo conyugal del protagonista de "La posesión", que al final lo único que le queda es el perro de la casa.
Esta vez Marisela se ha introducido en la subjetividad de las mujeres, para contarnosde manera casi epigramática y un tanto críptica, la vida, pasión y muerte de la subjetividad femenina y de la condición de subordinada de la mujer. Sin embargo, nos advierte que lo vital femenino está en la enrgía sexual que constituyente de hombres y mujeres.

En " Lybido", esta energía es una hermosa y cimbreante mujer cuya existencia explica y hasta permite sentir compasión por un vejete rabo verde que espía las faldas de las colegialas. Porque justamente es en el brillo en los ojos de los "hombres mustios en donde ella entrona su escondite", que sólo los abandonará con la muerte.

En el ámbito de la pasión, se ubica "En secreto" que es una inversión de la historieta de Superman y que explica las razones por las que las mujeres han dejado de volar. En el género del "comic" (o como se dice en nuestro país, del "paquín"), al aplicarle la "regla de la inversión" el resultado es hilarante por extravagante y absurdo, pese a ser perfectamente coherente con la prosaica realidad de las relaciones de pareja.

También se pueden ubicar en ese ámbito "Suerte de prieriza" y "Declaración pública", ambas pequeñas viñetas de realismo e ironía, sobre la violenta y miserable forma de ejercer la maternidad obligatoriay de la estafa que la conyugalidad significa para las mujeres. Los dos mini-relatos se cierran con un buen punto de sarcasmo e histrionismo de las protagonistas.

La pasión, expresada en cautiverios de un erotismo y coyugalidad pedestre, se cierra con dos cuentos que son metáforas de muerte-sexual/muerte-materna.
Tal es el caso de "Cromosoma X", donde se compara un viaje en bus y el despeñamiento de una mujer desde un pescante, con la caída de un espermatozoide -muy a lo Woody Allen- en un inodoro, en vista que la protagonista al momento de su mal paso estaba obsesionada por imágenes sexuales. "La bóveda" cuenta los apuros financieros de una madre y su insólita estrategia de sobrevivencia familiar en la venta de propiedades extramundanas.

Este es el "hilo" narrativo que hivanan los textos. Para quien aprecia lo "gótico" sin ceremonias, estos brevísimos y cortantes cuentos de Marisela le permitirán sonreír y hasta reírse de lo grotesco que hay en nuestra condición humana, femenina y masculina.

UNI, Managua / 1999. 20 mayo 2010